Esta situación nos revela, que debemos desarrollar una tecnología propia, TECNOLOGÍA NACIONAL, no se puede depender de la tecnología extranjera, como no se puede depender de la inversión extranjera.

   No hacerlo es simplemente, la ruina.

   Veamos como ha variado el vector tecnológico y como ese cambio ha arruinado a los EE.UU.

   El paquete Nasdaq, es el paquete de las acciones de las empresas de Alta Tecnología (la llamada Tecnología de Punta) y se le consideraba la locomotora de la economía norteamericana. pero resulta que el vector tecnológico ha pasado a Asia y Europa, de forma de que el valor en la bolsa del paquete Nasdaq, ahora vale sólo el 25% de lo que valía hace tres años. Es decir la locomotora de la economía norteamericana se ha paralizado.

   Según lo dicho por Paul Krugman, en el New York Times, del 6/10/02, la recesión de los EE. UU. no es una recesión temporal si no que es del mismo tipo de antes de la Segunda Guerra Mundial, es una recesión clásica. Para salir de la recesión los norteamericanos necesitan una inversión extranjera del orden de los 4 000 millones de dólares diarios que no tienen de donde sacarlos, ni siquiera con el petróleo irakí. La caida del paquete Nasdak, ya que las acciones de las empresas de alta tecnología, principalmente el referido al llamdo TIC (Tecnologïa de INformática y Conocimiento-Computadoras), sólo ha crecido, desde 1998 en un 1.4% en comparación con el 19% que tuvo como promedio en toda la década del 90. Esta inversión en informática y computación significaba un 35% de la inversión bruta fija total. La explosión de la burbuja internet en el 2001, se reflejó en una baja brutal de la bolsa de New York, lo que se refleja en la caída del índice Dow Jones, que cayó desde los 12 000 hasta los 8 000 puntos, lo que es una enormidad y que además significó una pérdida de cerca de 7 billones de dólares, que es una pérdida monstruosa.

   Para enfrentar la recesión, el Banco Central de los EE.UU. ha disminuido 11 veces la tasa de interés, desde 6.5 hasta 1.75% solamente hasta diciembre del año 2000. Dicha recesión se debe a que el gobierno de Bush, ha disminuido los impuestos a los ricos y grandes empresas, con el argumento de que así habría más dinero circulante para la inversión y el consumo, pero es una crisis de superproducción del capitalismo no se justifica más inversión productiva, por lo cual no ha habido más inversión, ni más trabajo, ni más consumo, sino que el dinero que se han ahorrado las grandes empresas se han ido a otros países y se han depositado en bancos y en el Sistema de la Especulación Financiera. Pero como se han derrumbado las acciones de la bolsa de valores han perdido una enormidad de dinero. El déficit Presupuestal era inevitable.

   Incluso empresas poderosas como la General Electric y Microsoft están hoy con más de un 50% por debajo de sus niveles máximos. La IBM, ha experimentado una caída del 40%. La Cisco, cuyo presidente ejecutivo se jactaba hace dos años de que la caída de la bolsa le permitiría comprar empresas a precio de ganga, ahora sus acciones han caído en un 80%.

Deja un comentario